nov. 30, 2020

INAPI publica reporte de género sobre solicitudes de patentes en Chile

El estudio reveló que el 67% de las inventoras provienen de universidades. Las innovaciones vinculadas con productos farmacéuticos y biotecnología, resultaron ser las de mayor prevalencia.

¿Dónde trabajan las mujeres inventoras de Chile? Esa es una de las preguntas que motivó la elaboración del primer estudio de género sobre patentes, elaborado por la nueva unidad de inteligencia de negocio de INAPI.

El documento reveló que el 67% de las inventoras se desempeña en una universidad, de un total de 942 mujeres consideradas en la medición, en base a un período comprendido entre los años 2013 y 2019.

La Pontificia Universidad Católica de Chile, la Universidad de Concepción y la Universidad de Santiago de Chile, lideran el ranking con el mayor número de mujeres inventoras en función de las solicitudes de patentes.

“Es muy valioso evidenciar el rol, cada vez más activo, que juegan las mujeres en el sistema de patentes a nivel nacional. Desde esa perspectiva, valoramos el aporte de las universidades por generar las condiciones que permitan disminuir la brecha en materia de equidad de género. Desde INAPI estamos trabajando activamente por impulsar una agenda local y regional, para potenciar a las inventoras”, destacó Loreto Bresky, directora nacional de INAPI.

En tanto, se determinó que las inventoras que no se desempeñan en una casa de estudios, lo hacen principalmente en el sector privado, según la siguiente clasificación: personas naturales (12%); PYMES (7,4%); microempresas (5,6%); grandes empresas (5,3%) y empresas sin venta (1,9%), respectivamente.

Además, el reporte da cuenta que en las solicitudes de residentes en fase nacional, las áreas tecnológicas con mayor presencia de mujeres, en relación al número de hombres, son los productos farmacéuticos con un 38,8%, biotecnología con un 38,3% y química de alimentos con un 36,7%.

A partir del análisis de los datos, Loreto Bresky comentó que “existe una enorme oportunidad de crecimiento en industrias estratégicas para la economía nacional, donde las investigadoras e innovadoras serán un gran aporte”.El estudio consideró el análisis de de las bases de datos de INAPI y OMPI (Organización Mundial de la Propiedad Intelectual). Además se analizó información aportada por el Registro Civil y la data del Servicio de Impuestos Internos.

Revisar el reporte en el siguiente enlace.

Volver